Uruguay: Gremial se para firma y pide a Conaprole que baje 20% su plantilla para achicar costos

El presidente de la Asociación Nacional de Productores de Leche (ANPL), Walter Frisch, comenzó este martes por aclarar que Conaprole -a pesar de que va a cerrar su segundo ejercicio consecutivo con pérdidas- no tiene problemas económicos.

La empresa tiene estabilidad en los números y los productores están cobrando en tiempo y forma. Además, en plaza es el mejor precio de leche que se tiene y en la parte industrial los trabajadores tienen muy buenos sueldos y las mejores condiciones laborales”, comentó Frisch.

Pero el detonante que se sumó a la compleja situación económica que vienen denunciando los productores lecheros desde hace un buen tiempo, fue la medida tomada en Semana Santa por parte de la Asociación de Obreros y Empleados de Conaprole (AOEC), que desde la ANPL entienden no era un tema que ameritara la conflictividad y que provocó pérdidas innecesarias para la empresa.

En ese marco, las nuevas autoridades de la principal gremial lechera del país, que asumieron hace algunas semanas, se reunieron con el Directorio de Conaprole este martes para plantear la necesidad de hacer un “ajuste de ahorro” ya que se entiende que el ultimo aumento en el precio de la leche que percibieron “no fue lo deseable”. Conaprole le subió el pago de la leche al tambero en un 5% en los básicos (grasas y proteína) para las remisiones correspondientes a los meses de abril, mayor, junio y julio de este año. Según dijo Frisch a El Observador una vez conocida la noticia, “medido en pesos el aumento se trata de entre 0,20 y 30 centésimos por litro”.

Desde ANPL se entiende que con un 12% de menor remisión de leche en comparación al mismo período de 2018, la planilla de la principal industria láctea del país se “mantiene con los mismos empleados”. Además, los tamberos denunciaron que la empresa convive con un ausentismo laboral que ronda entre el 15% y el 25%, por lo que “en un contexto de desempleo en el país no es lógico”. La ANPL ha sido históricamente la gremial más afín a la conducción de Conaprole. De hecho, la mayoría de sus directores (actuales y del pasado) han integrado en alguna etapa distintas directivas de esa gremial lechera.

Según Frisch, de los entre 1.800 y 2.000 empleados que tiene la cooperativa, un 20% están por si “mañana falta” algún otro trabajador y “no es momento de tener esos números”.

“Es un tema de productividad. Por eso estamos pidiendo una serie de medidas de ahorro y de ajustes en los aspectos laborales”, explicó Frisch, que puso como ejemplo la situación de otras plantas procesadoras de leche que han tenido problemas como Calcar.

Frisch entiende que en esas empresas no se tomaron medidas pertinentes a tiempo y eso provocó rebajas salariales o trabajadores que pasaron al seguro de desempleo rotatorio. Adelantó que entre una semana o dos va a haber “anuncios importantes en lo que tiene que ver con las medidas de ahorro que Conaprole va a llevar adelante”.
Sindicato dice que ausentismo se debe a falta de seguridad

En tanto, el dirigente de AOEC, Heber Figuerola, dijo a El Observador que les sorprendió que en la reunión que hubo entre sindicado y ANPL hace pocos días no se planteó el tema. En este sentido, Figuerola dijo que AOEC ha planteado trabajar en conjunto con la empresa en la gestión de la misma, pero «siempre hubo negativa por parte de Conaprole».

Figuerola reconoció que hay un problema de ausentismo y de menor remisión de leche, aunque aseguró que a pesar de que hubo varios conflictos laborales estos no son la consecuencia de los números rojos que arrojará la empresa por segundo ejercicio consecutivo.

En cuánto al ausentismo, el dirigente dijo que se trata de un tema multicausal y que se debe seguir trabajando en la cultura del trabajo de las nuevas generaciones. «Es importante que el trabajador se sienta seguro, por eso insistimos en la efectivización de algunos puestos para evitar las horas extras», explicó Figuerola, en relación a los más de 300 trabajadores zafrales que tiene Conaprole.

Según un informe de Inale, Uruguay está a mitad de tabla en productividad por trabajador en comparación a otros países que exportan leche, explicó Frinsh. A su vez, agregó que los últimos datos aportados por el Fondo de Garantía para Deudas de los Productores Lecheros (Fogale) arrojaron que desde enero en Uruguay hay 26 tamberos menos por mes.

Los productores, considerando factores tales como la mejora en el precio internacional de los lácteos –se acumularon ya 11 subas consecutivas en los remates de referencia– y el aumento del valor del dólar, pensaron que “iba a mejorar la ecuación”, pero el aumento fue menor de lo esperado.

Fuente: El Observador

 

Banner Apymel